domingo, 8 de mayo de 2011

Cómo hacer una nota de prensa

Crear notas de prensa y difundirlas en los medios de comunicación puede ser una buena estrategia para promocionar un negocio, institución o actividad. Más allá de los criterios para escribir una nota de prensa, hay que tener en cuenta algunos conceptos para que tenga éxito. Aunque lo primero que se debe considerar es que la mejor nota de prensa es la que tiene interés para algún público. Ninguna otra técnica asegura su publicación en los medios de comunicación.

Una nota de prensa no puede ser un anuncio publicitario

El comunicado de prensa tiene mucho de promoción. Es una información de parte y por definición no es crítica con la institución u organismo que la envía. No se le pide eso. Pero tampoco se debería convertir en un anuncio para vender un producto ni en una concatenación de loas. Para eso está la publicidad. Aunque no sea neutral, debe intentar aparentarlo y es muy recomendable que la nota de prensa argumente sólidamente todo lo que expone. Sobre todo, hay que resultar creíble.

La nota de prensa debe aportar alguna información útil

Algunas empresas y organismos caen en el error de mandar notas de prensa centradas en un producto o una idea que quieren ‘colar’ en los medios de comunicación a cualquier precio. Y esto se nota. Los periodistas no son tontos y los ciudadanos, tampoco. Es recomendable apoyar con datos útiles la información que se aporta. Una técnica muy común para tener presencia en los medios es realizar algún estudio que aporte novedades en el sector en el que nos movamos.

Hay que escribir la nota pensando en el lector, no en nuestra institución

Otro error frecuente a la hora de redactar una nota de prensa es que se escribe pensando en la mayor gloria de el directivo de la institución o empresa que se representa. Esto puede estar muy bien para congraciarse con él o para lograr un ascenso, pero si lo que queremos es darle la mayor difusión posible, hay que procurar centrar la nota de prensa en la noticia que queramos transmitir, enfocada a que cuando un periodista la lea le pueda interesar, publicarla y que llegue a nuestro público, no pensando la impresión que se llevará el jefe. Hay que evitar el exceso de adjetivos (repetimos, los periodistas no son tontos), es mejor formular una buena argumentación y que el profesional saque sus propias conclusiones.

Hay veces que la mejor nota de prensa es la que no se envía

Sólo deberíamos mandar una nota de prensa cuando realmente tengamos algo que contar. Si enviamos comunicados con cada evento de un organismo o para promocionar todas sus acciones saturaremos al periodista y no prestará atención cuando queramos transmitir un mensaje realmente importante. Hay que tener en cuenta que los profesionales tienen el correo electrónico saturado de notas de prensa; la mayoría se borran sin ser ni siquiera abiertos. No se trata de enviar spam, sino información.

Dicho todo lo anterior, cada nota de prensa es un mundo. Hay notas de prensa para promocionar un producto, notas de prensa para salir al paso de una polémica, notas de prensa para dar información sobre la actividad rutinaria de una institución. Cada una debe de ser tratada a su manera. Intentaremos hablar sobre todo ello.

No hay comentarios:

Publicar un comentario