lunes, 30 de enero de 2012

Los periodistas colaboradores no existen

Los colaboradores de los medios de comunicación son entes mitológicos. Sus noticias aparecen en periódicos, televisiones y radios, firmadas por ellos, con su texto, su voz y su imagen. Pero todo es mentira, en realidad no existen.

Los puestos de trabajo que pierde un periódico cuando cierra o pasa dificultades son solo los de sus trabajadores de plantilla. Los colaboradores no los pierden. Cuando Público anunció su suspensión de pagos, todos se hacían eco de las 160 familias que se quedaban sin sustento. No contaban las familias de los colaboradores, porque claro, ellos no tienen familia. Cuando el concurso de acreedores comienza a repartir dinero, los colaboradores, que son los que llevaban más tiempo sin cobrar, no entran en el reparto. Porque ellos no tienen facturas que pagar.

Los comités de empresa de los medios hacen huelgas por recortes de sueldo o por cambios en el convenio (de los empleados fijos). Pero no hay sindicatos ni defensa laboral para los colaboradores, que en casos como el de El País redujeron sus ingresos por pieza hasta en un 40% en 2009, a lo que ahora se suma otro 10%. ¿Para qué deberían ser defendidos, si no existen?

Los colaboradores, que son en muchos casos empleados con los mismos deberes que los de plantilla, que con frecuencia se sientan en la redacción e incluso entran en turnos de cierre y fines de semana, no tienen derecho a huelga, a bajas remuneradas, a vacaciones, se puede prescindir de ellos sin ni siquiera dar una explicación, se les recortan los emolumentos sin negociaciones y por supuesto no gozan de subsidio por desempleo.

Ah, no, que esta situación en realidad no existe...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada